NOTICIAS

Las plantas serían las únicas sobrevivientes del desastre nuclear de Chernovil

Han pasado las últimas décadas regenerando sus células para volver a la normalidad.

Este incidente nuclear acabó con la vida de miles de personas y animales que vivían en la zona.

Lo que tiene asombrado a los expertos es la forma en que la vegetación aún se mantiene con vida hasta el día de hoy. En algunos lugares donde la radiación fue mayor, las plantas lograron recuperarse en tan solo 3 años.

El material radioactivo cambia constantemente, lo que lo hace muy inestable. Sus ondas y partículas de energía acaban con la estructura celular y producen sustancias radioactivas que atacan las células. Es posible reemplazar partes de las células pero esto no ocurre cuando se trata del ADN.

En resumen, entre más expuesto este un organismo a la radiación, más grave es el daño que puede recibir.

Generalmente esto es mortal en humanos y animales, pero las plantas desarrollaron una manera más orgánica y flexible de volver esto un beneficio, al adaptarse mejor a los cambios y condiciones del ambiente.

A medida que crecen las plantas, forman su estructura y se van desarrollando como prefieran, las características pueden variar, desde raíces más profundas o un tallo más alto. Pueden reemplazar fácilmente células o tejidos con facilidad, esto hace que la radiación solamente las haga más ‘deformes’.

La radiación les afecta pero de manera distinta, en algunos casos les crecen tumores y se van regenerando de generación en generación, esto podría ayudar a que en algún momento sea una planta sana y normal sin la intervención de agentes externos.

Estudios confirman que algunas plantas han generado mecanismos adicionales para proteger su ADN de la radiación.

Claramente, el día que no queden humanos por culpa de la radiación, la naturaleza seguramente prevalecerá.

¡Deja tu comentario aquí abajo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *